Aug 7, 2014

Mi reflejo es el que quiero que sea

Una y otra vez me pregunto si puedo pararme frente al espejo y verme por más de unos cuantos segundos. Hay veces en que no me siento con las ganas de hacerlo...bueno, muchas veces...bueno, casi siempre.
¿Por qué no me gusta verme? ¿Qué acaso no a todas las mujeres nos encanta estar frente del espejo y ver cómo nos vemos mejor?
Probarnos la ropa una y otra vez y decidir qué se nos ve mejor, imaginándonos con ello puesto en alguna ocasión en particular que creamos en nuestra mente y que nos lleva incluso a sacar toda una historia que termina en sonrisas y nosotras diciendo: "Sí, me lo llevo!, esto es lo que estaba buscando, lo que me hacía falta!".
Yo no me siento del todo confiada. Me he dejado olvidada y esa parte de amor por mí, por mi físico, ya no es la misma que era antes. Seguro a más de una le sucede esto con frecuencia.
Si bien el físico no lo es todo, pues mucha gente dice que es algo "superficial", la verdad es que sí lo es, es parte de nosotras, es algo que nos identifica y que es parte de la proyección de nuestra imagen completa hacia el exterior. Somos un todo, nada es en partes.
Ninguna es igual que otra, no todas tenemos el mismo cuerpo ni la misma cara, ni nada. Así que la clave está en sacar el mayor provecho de lo que SI tienes y dejar de fijarte en lo que NO tienes o que no te gusta. De esa forma empezarás a explotar tus fortalezas e irás viendo como cada vez más te gusta detenerte al espejo a mirarte. Todas tenemos algo físico que nos gusta: nuestra sonrisa, nuestros ojos, las cejas, las caderas, la cintura, las piernas, los pies, el cabello, en fin, siempre hay algo que explotar. Encuéntralo y házlo. Ese día te olvidarás de la inseguridad que te has creado. Nadie más que tú puedes hacer de tí una mujer feliz consigo misma. NADIE.
Encuentra ese algo qeu te hace feliz de tí y si no lo encuentras porque lo descuidaste, entonces aplícate y recupéralo. Siempre un cambio de look nos ayuda a irnos retomando. Cambía tu corte de cabello, el color, el peinado, el maquillaje, la ropa, zapatos, no sé, inténtalo, sólo tú sabes qué es lo que te hace falta para mirarte al espejo con seguridad y decir: "Sí!, me gusto, me veo bien, me veo como quiero verme hoy". Vete segura de tí, de lo que eres, de como eres.
Recuerda que no siempre estamos 100% conformes, todo es cambio y ajustes en nuestra personalidad, en nuestro entorno, todo nos va llevando a tomar una imagen distinta; pero esa es la que debes acepta, amarla, respetarla y seguir mejorándola día a día porque eres TÚ!.

Agrega a tus cambios una sonrisa, esa nunca falla...siempre te hará lucir radiante, te lo aseguro. 

Bueno, pues me escapo a comerme el mundo con esta actitud y esta imagen que me gustó el día de hoy. Besos  ;)

0 comments: